PREGUNTAS Y RESPUESTAS

Si desea preguntar algo a la esclava lilaNegra{AMANDA}, La esclava dará respuesta a sus preguntas. Si desea que se le responda en forma privada favor de advertirlo para tenerlo en cuenta. Por favor dirija sus cuestinamientos al correo de la esclava:

lilaoscura@gmail.com
En caso de no obtener respuesta de la esclava por favor reportelo a La Dueña de la esclava:

amandahernandez2@gmail.com


REFLEXIONES DE LA ESCLAVA

Es Deseo de LA SEÑORA AMANDA, que esta esclava comparta en el blog algunas de las reflexiones, reglas, rutinas, etc. Todas ellas consecuencias de practicas, castigos, meditaciones, sentimientos etc. anotadas en su bitácora diaria de esclava. El orden de la publicación será al azar. En este sitio aparecerá la ultima publicada y las anteriores podrán consultarse en el siguiente enlace:

REFLEXIONES DE LA ESCLAVA

"Es natural que esta esclava se sienta deprimida, triste y vacía cuando sabe que su actuar no resulta agradable a La Dueña".
27/10/10


lunes, 8 de septiembre de 2008

Rompiendo Límites

Con cariño va este relato para dos grandes amigos:
DM y su preciosa Endy....



Conforme se acercaba la noche los nervios empezaban a invadirla. Trataba de concentrarse en sus tareas diarias mientras las dos Amas conversaban. Esa tarde después de la comida se había acercado su Dueña mientras lavaba la loza y le había susurrado al oído.
Hoy por la noche serás cedida a mi amiga Alejandra.
Si bien había participado de alguna forma en alguna que otra sesión donde estuvieron presentes algunos Dominantes e incluso había sido compartida ya en una ocasión con otra Domina haciendo una sesión conjunta, nunca había sido cedida para el uso y disfrute de otra persona.
Preparo la cena y dispuso la mesa para dos personas. Fue invitada a sentarse a la mesa y dispuso de un tercer servicio. Durante la cena no se hizo el menor comentario al respecto de lo que sucedería más tarde. Termino la cena, sirvió el café en la pequeña sala y se dispuso a lavar la loza cuando oyó la voz de La Dueña que le indicaba que dejara lo que estaba haciendo fuera a darse una ducha y prepararse para servir a la Señora Alejandra.
Después de asearse y maquillarse adecuadamente se presento ante las mujeres. La Señora le dio instrucciones. A partir de ese momento y hasta el amanecer debería obedecer a la Señora Alejandra como si fuera Ella misma. Todos los derechos que como esclava le había cedido Ella los cedía a su vez a Alejandra por esa noche. Dicho esto tomo la traílla que estaba sujeta a su colar y se la dio a la Señora Alejandra, para después de recibir el agradecimiento respectivo retirarse a sus habitaciones.
Alejandra era una mujer relativamente joven de 40 a 42 años, complexión regular, bien proporcionada, cuerpo agradable, ojos expresivos y una cara dulce. No podía decirse que fuera una belleza pero podía considerarse como una mujer hermosa.
Alejandra se sentó en un sofá y le hizo señas que se acercara. La hizo hincarse delante de ella y tomando su cara con una mano le hizo mirarse en sus ojos, mientras le decía:
Antes de seguir debo decirte que no me gusta que nadie me de nada que no quiera darme. Así que dime si estas de acuerdo en ser mi esclava por esta noche pero debo advertirte que si dices que si, puedo ser muy dura. Piénsalo. Si dices que no, mi orden será que te vayas a dormir para poder hacer honor al regalo que con cederte me hace mi amiga y de esta conversación nunca sabrá nada.
La expresión de aquellos ojos antes dulces la hipnotizaron, sintió que esa mirada podía ver el fondo de su alma. Era aquella cuestión un de esas cosas que se temen pero se desean. Que sabe uno desde mucho tiempo antes que algún día llegaran pero que teme que lleguen porque sabe que seguirá adelante.
De su boca salio un tenue:
Si quiero…
Más fuerte le espeto Alejandra no te oí.
Si Quiero Señora.
Eso esta mejor.
La hizo sentarse a su lado y mientras hablaban la estuvo tocando, pellizcando, apretando, excitando.
Le contó algunas cosas sobre Ella, para después interrogarla sobre sus limites, sus practicas, sus fantasías, etc.
Siguió con diferentes métodos pulsando, midiendo su tolerancia al dolor, buscando sus puntos erógenos, etc.
Mi querida esclava quiero que esta noche que por primera vez eres cedida sea inolvidable para ti. Haré que la recuerdes no por mucho tiempo si no siempre, o dejo de llamarme Alejandra.
Hubo un poco de todo, manos expertas acariciaron sus glúteos provocando humedades en su entrepierna antes de hacerle sentir la delicia del dolor que anunciaba en los mismos. Aquellas manos cayeron una y otra vez sobre sus nalgas. Por fin después de un buen rato de aquel palmoteo, que la excitaba con el ardor de cada golpe recibido, se detuvo. Alejandra le hizo mirar en el espejo el rico color rojo cereza que adquirieron sus muslos y sus glúteos cuando hubo terminado.
Sus pechos pequeños no por esto dejaron escapar a las hábiles manos de aquella experta que lo mismo con su trato los hacían florecer de placer, como sentir el dolor de aquellos dedos y uñas que se clavaban en ellos torturándolos. Fue un ciclo que pasaba del placer hasta el dolor en las dosis adecuadas que la hacían irse perdiendo entre sus manos. Empezaba a escapar de aquella realidad concentrándose en aquel cúmulo de sensaciones tan diferentes cuando un fuerte dolor en uno de sus hombros le hizo volver a la realidad.
Aquella boca que había jugado con la suya, que había erectado sus pezones al grado de producirles dolor de tanto placer dado, ahora estaba marcada en su hombro. Con un dolor punzante que le hizo brotar lagrimas de los ojos.

Guarda las lagrimas que apenas empezamos perrita. Brotaran muchas más aun.

Fue sentada en el sofá, con las caderas en la orilla del asiento, Sus mano fueron inmovilizadas al sujetar los restrictores de sus muñecas en las argollas de los lados de su collar.
Las caricias de Alejandra empezaron a distribuirse por su piel, su boca y sus manos recorrían su humanidad proporcionándole un placer que iba haciéndose cada vez mas intenso, Su boca era penetrada de cuando en cuando por los dedos o por la lengua de aquella mujer. Las manos de Alejandra acariciaban sus pechos mientras la boca bajaba hasta su vientre haciéndola estremecerse. Bajaba más aun y pudo sentir como los pezones erectos de aquellos ricos pechos de la Domina, acariciaban sus piernas, mientras una lengua experta se dedicaba a provocar que manara la miel de su interior. Poco a poco se perdía en el placer que le proporcionaba aquella boca experta. Empezó a gemir y en ese momento alcanzo a oír que no le estaba permitido el acabar sin permiso. Cuando sintió que la naturaleza le demandaba explotar en un orgasmo liberador en aquella boca, pidió permiso para hacerlo y por respuesta tubo una fuerte mordida en el pubis que la hizo reaccionar y controlarse
Aun No. No tienes mi permiso--- escucho la voz de Alejandra---
Por un momento fue distraída de aquella oleadas de placer por el jugueteo sádico de las manos de Alejandra con sus senos.
Esas manos que después de unos minutos empezaron a cambiar de táctica y se convirtieron en fuentes de caricias y placer.
Llegaron a su vagina, recorriéndola, masajeándola, acariciándola, deslizándose entre sus labios húmedos, rozando su turgente clítoris y encendiéndola nuevamente en una oleada de placer. Aquella mujer que la retaba mientras hurgaba con sus dedos en su intimidad a que alcanzara su boca, que con la punta de su lengua rozando sus labios, provocaba un deseo irrefrenable de besarla y morderla.
El ritmo fue más intenso, de su interior no dejaban de brotar las mieles que indicaban su lujuria. Sintió que empezaba a perderse nuevamente en aquellas oleadas de placer. Empezó a perder el sentido de la realidad al refugiarse en aquellas sensaciones que las manos de Alejandra le provocaban. Se convertía el espacio en un lugar lleno de luz. Uno, dos, tres dedos la penetraban, después fueron cinco, para ella pudieron ser mil, en su inconciencia se deja llevar mas y mas por aquel profundo placer recibido hacia ese estado de luz. Siente como su interior se abre, una mano se desliza completamente en su interior y se abre dentro de su intimidad acariciando con dedos expertos sus profundidades. Una oleada de placer la hace explotar, cuando escucha lejana la voz de Alejandra ordenándole se corra. Se oye gritar pidiendo más, pidiendo se detenga, volviendo a suplicar por más y nuevamente porque pare aquello.
Sus piernas se cierran con una fuerza inusitada, su vientre se contrae, los muslos tiemblan y sus ojos lloran.

Después de un tiempo… Horas… o más bien minutos que le parecieron horas, empieza a oír la voz de Alejandra que le dice que ya todo acabo, que todo esta bien, que se tranquilice, que trate de relajarse.
No puede dejar de llorar, poco a poco se da cuenta del entorno y es cuando percibe la fuerza con que sus piernas estan cerradas. Su sexo tiene cautiva la mano de Alejandra que cariñosamente con la mano libre le acaricia.
Nuevos besos en sus muslos, nuevas caricias y nuevas palabras tiernas pidiendo abra las piernas. Lo hace y un nuevo orgasmo la hace correrse y gritar al salir aquella mano de su interior..
Abrazos, besos tiernos, palabras dulces, la regresan a su entorno. Mil veces oye Gracias por tu entrega. Gracias por este regalo.
Alejandra había conseguido hacer realidad una de sus fantasías que más temor le daba, Nunca imagino que la experiencia de su primer físting sería así.
Alejandra dejo pasar un tiempo razonable y viéndola repuesta demando aun más de aquella esclava.
Al otro día durmieron hasta tarde.
Despertó cansada, adolorida pero feliz. Aquella noche había roto aquel límite que pensó nunca podría romper. Había sido cedida.
Su Dueña había actuado a través de las manos de aquella otra Domina. Se sentía Feliz de haberle dado ese placer a su Dueña..


La perra esclava
lilaNegra{AMANDA}

12 comentarios:

samara{UC} dijo...

El fisting es increíble... es inusitado cómo el placer llega a tal extremo que se convierte en algo más... dolor? y uno suplica por que se termine, mientras espera que nunca se acabe.

Felicidades por tu entrega, además que fue magistral! Enhorabuena lila, muchos besos y mis respetos a la Dueña.

AGRA dijo...

¡¡Espectacular relato!! Excitante, provocador y sentido.
Enhorabuena.
Besitos

Endymion dijo...

Agradecida por tu dedicatoria, no puedo menos que pronunciar mi admiración por tan precioso relato, Lila. Comparto tus emociones...tal vez porque hayas dado en mi punto débil.

...Siempre he dicho que prefiero la entrega a la técnica. Y la ténica del fisting, requiere entrega. Cuando ésto ocurre, tienes la vibrante sensación de estar llegando a lo más profundo de una mujer...algo así como estar "follando el alma", de donde nacen esas explosiones orgásmicas que te elevan hacia el infinito.

Ojalá pudiéramos perder la cabeza allí adentro...

Un beso eterno.

Endy

Anónimo dijo...

MAGNIFICO RELATO:LE DEJA A UNO SIN PALABRAS .MARCUSI

Dantonmaltes dijo...

Gracias por contar esa historia. Estaba pendiente. Podría comentar varias cosas pero me quedo por la descripción que hace de la "Petite Mort", vamos que perdiste el conocimiento durante el orgasmo. Como para no envidiarlo. Realmente esa capacidad para el placer es lo que os pierde. No se puede ser capaz de sentir tanto placer y seguir como si nada. La sumisión es el camino que te ha enseñado a gozar de tu cuerpo al liberarlo de prejuicios. Si en cada prueba que pasas tienes esos resultados creo que nunca podrás volver atrás: simpre querrás mirar qué hay detrás de la próxima puerta...¿Y quién no en tú lugar?

JEZABEL dijo...

Wow! Debo reconocer que este relato me ha dejado huella... Nunca probé lo del "fisting", (yuyu me da, la verdad...), pero, entre lo bien escrito, -y descrito-, que está el tema y que yo, por ciertas causas de dolores de mi O.F.A.(Ojalá Futuro Amo, jejejje...)llevo "a régimen" ya bastantes días... pues eso, que entre unas cosas y otras, el relato me ha dejado "alteradilla" :$ (Diossss, qué sincera me he vuelto!), con lo cual no me queda más que decir que ENHORABUENA, ya que pensé que era más o menos indemne a este tipo de letras ;) Me equivocaba... y me alegro. Ha sido delicioso, tan sexy como la fotografía. Sin palabras y sin aliento me quedé.

Besitos,

Jezabel.

Milagros Sánchez dijo...

Pasando a disfrutar de este bello espacio y como siempre dejándoles nuestro cariño más sincero para las dos.
Besos multicolores y que sigan haciendo nuevos progresos.

P.D.Discúlpame por retrasarme tanto con tu mail.

JEZABEL dijo...

Hola, cielo lindo, gracias a tí y a gente como tú sigo aquí. No sabes el bien que le hacen tus visitas a su cripta, a esta loba solitaria que vaga en la noche aullando a su amor próximamente perdido... Qué sería de mí sin alguien como tú, tan tierna?

Niña, con todos los respetos a tu Ama, eres adorable. Estás haciendo algo muy noble: resucitarme... Te quiero mucho (en el buen sentido, que mi corazoncito necesita dar mucho cariño), que no le sepan mal mis palabras a Amanda.

Y gracias por la carta que la ví hace poco... Dios, lo que lloré al leerla... Gracias, gracias, gracias...

Besos a montones y más, en esta, mi tumba de abandono y tristeza...

Jezabel.

P.D.- Corazón,a ver si me mandas unas fotitos para mi blog que tengas buenas por ahí, que yo soy muy torpe para buscarlas... Podrías? Ya sabes, cadenas, esposas, todo lo que sea sumisión o amor...o ambas, que para mí... son casi lo mismo... J.

CalidaSirena dijo...

Me ha encantado tu relato...
Tienes una manera tan dulce de escribir que engancha..
Besitos muy grandes preciosa.
Te adoro mi niña

esencia{Total} dijo...

Hola lilaNegra{AMANDA}:

Tiempo sin leerte y como siempre un gusto y deleite, es impresionante lo apasionante de tu descripción y el fondo del tema los límites ese tembloroso "si quiero..." ole lilaNegra{AMANDA}.

Un abrazote calido y mis respetos a tu Señora

flordelis {SAA} dijo...

Me encantó tu relato, sentido entregado, una vivencia que te dá vuelta . Me gusto mucho de verdad. Saludos a tu Ama. Besos para vos
flordelis {SAA}

Nicté dijo...

creo que me corri un par de veces sólo leyendo.
quisiera probar el fisting, pero me da miedo.
besitos